domingo, 21 de diciembre de 2014

Requiem for an Army, de Dale Hersping

La unificación de los dos ejércitos alemanes, el Bundeswehr y el Nationale Volksarmee (NVA), fue un proceso único sobre el que no hay demasiado escrito. En octubre de 1990 el NVA fue disuelto y miles de soldados y oficiales pasaron al Bundeswehr.

Requiem for an Army llena este hueco. Dale Herspring es un profesor en la universidad de Kansas, y ha trabajado 23 años en el departamento de asuntos exteriores de EEUU. También es de los pocos autores occidentales que ha escrito artículos en revistas militares rusas. En esta obra hace un análisis sobre el final del NVA y su incorporación al Bundeswehr. La pregunta central es porqué el NVA no intentó dar un golpe de estado para mantener al SED en el poder. La respuesta está en varios factores:

- Filosofía: el NVA era, como su nombre indica, el ejército del pueblo. Estaba preparado para hacer frente a enemigos exteriores pero no interiores.
- Falta de claridad en la cúpula del gobierno: El SED había asegurado durante muchos años que el ejército no funcionase de manera autónoma o que tuviese independencia política. Nadie estaba dispuesto a dar órdenes claras.
- Descrédito de la clase dirigente: a medida que el final de la República Democrática Alemana (RDA) se acercaba, aparecían más casos de corrupción que escandalizaban a la población.
- Falta de apoyo de la URSS: En este país había un proceso de reformas (perestroika, glasnot...) y nadie iba a apoyar una acción militar. Muchos alemanes querían un proceso similar en la RDA.
- Otras consecuencias: Una intervención militar podría terminar en una guerra civil; en un país muy militarizado y donde se basaban cabezas nucleares.

En la parte inicial del libro se traza la historia del NVA, que nace de la policia acuertelada, denominación utilizada por el gobierno alemán para las primeras unidades militares. A medida que avanza la Guerra Fría el NVA crece en tamaño y preparación. Inicialmente se hace uso de veteranos de la Wehrmacht alemana, pero se prescinde de ellos a medida que se dispone de cuadros. Esto fue un gran logro porque los primeros miembros del NVA tenían un gran perfil políico, pero poca educación militar.

A finales de los 70 el NVA es una de FFAA más potentes del Pacto de Varsovia. Con 143.000 hombres encuadrados en 11 divisiones y una disponibilidad del 85%*, se podía poner en marcha en unas pocas horas.

Los siguientes capítulos se centran en el derrumbamiento de la RDA y su efecto en el NVA. Fue un proceso rapidísimo que apenas pudo retrasarse. Los problemas económicos empiezan a hacer mella en el NVA a partir de 1986, cuando una gran cantidad de reclutas son enviados a la industria civil. Esto tuvo efectos funestos para el régimen comunista. Por una parte se desmoralizaba a oficiales y reclutas, que eran utilizados como mano de obra barata. Por otra parte, se destruía el concepto de unidad, disciplina, entrenamiento. Finalmente, el contacto con civiles exponía a los militares a las críticas al gobierno.

La falta de conciencia política entre los altos mandos del NVA hace que tenga un papel testimonial en el final del SED. Con las elecciones libres ya no se discute qué va a pasar con el NVA, sino si hacen falta unas FFAA. Lothar de Maizière, de la CDU, gana las elecciones con claridad. El objetivo de esta formación es una rápida unificación. La designación de un ministro para "defensa y desarmamento" indica bien las ideas del nuevo gobierno. La situación del NVA se vuelve desesperada. Las deserciones aumentan hasta tal punto que es imposible organizar juicios para todos, algunas de las mejores unidades se amotinan y demandan más derechos. Algunos oficiales indican que no van a haver nada sin alcanzar un "compromiso" con las tropas, algo realmente sorprendente en un ejército que tenían muchos elementos del prusiano. Hersping destaca el papel del Almirante Theodor Hoffmann, último comandante del NVA. A pesar de la situación logró mantener el control hasta el último momento, y no hubo que lamentar bajas humanas.

La parte final del libro narra cómo los oficiales y soldados del NVA pasan al Bundeswehr, una experiencia difícil porque el día a día era muy diferente. El NVA era un ejército de corte prusiano, donde las órdenes no eran discutidas. La disciplina era muy alta. El Bundeswehr era mucho más liberal, se permitía pertenecer a organizaciones políticas y religiosas. Incluso había ceremonias religiosas dentro de las instalaciones, algo desconocido en la RDA.

Las dificultades no eran sólo éticas. También había problemas materiales. Las condiciones en la mayoría de bases eran lamentables, con falta de duchas y poca higiene en las cocinas. Los alemanes occidentales no se podían explicar como había ocasiones en las que el material era mejor mantenido que la tropa.Debido a la falta de personal, apenas había soldados para vigilar la enorme cantidad de armas y munición. La situación era tal que se ofreció devolverla a los rusos.

El proceso tuvo muchos detractores en Alemania Occidental ¿Era ético construir un nuevo ejército con antiguos comunistas? El Bundeswehr estaba siendo reducido de 500.000 a 375.000 hombres. ¿Por qué había que integrar a este personal? El autor destaca el importante papel del general Jorg Schonbohm, encargado de integrar el NVA. Siempre hizo un esfuerzo para entender los problemas del personal del NVA y fue bastante flexible, logrando que se aceptase más personal del inicialmente previsto.

Las críticas no sólo venían del Oeste. En el este muchos se quejaban de que a los oficiales del NVA se les pagaba menos y se les había reducido el rango en dos grados**, que el proceso de "unificación" era más una conquista, y que muchos compañeros se iban a quedar sin trabajo.

El autor ha basado parte de su investigación en un cuestionario enviado a oficiales del NVA. En ellos pregunta opiniones de porqué no se utilizó la fuerza, la relación con el ejército soviético, los problemas de integrarse en el Bundeswehr, o factores que les llevaron a continuar su carrera militar en vez de darse de baja. 

De los dos libros que he leido especificamente sobre este tema, éste es el que más me ha gustado. El diario de Jorg Schonbohm no contiene análisis y casi todo está explicado desde el punto de vista de los oficiales occidentales. Además, la descripción que hace Hersping de la creación del NVA y fin de la RDA es excelente. Las 270 páginas se leen con facilidad porque el estilo es muy ameno. Es una pena que no haya detalles sobre el material heredado. Por ejemplo, todos los cazas y helicópteros se dieron de baja salvo el MiG-29. En cualquier caso, recomendaría el libro a cuaquier persona interesada en el fin de la RDA, y NVA.

Fuentes y enlaces de interés:

- Requiem for an Army: The Demise of the East German Military, de Dale R. Herspring, Rowman & Littlefield Publishers (1998)
http://www.k-state.edu/media/mediaguide/bios/herspringbio.html (página web del autor

* En el Bundeswehr solía ser del 30%.
** El procentaje de oficiales en el NVA era mucho más alto, por lo que eran mucho más jóvenes que sus homologos del Bundeswehr.

No hay comentarios:

Publicar un comentario