martes, 23 de febrero de 2016

Estándar de la Luftwaffe para clasificar daños

Comparar las bajas de diferentes bandos en la segunda Guerra Mundial es un tema complicado. Cada país clasificaba las pérdidas de manera diferente, por lo que las cifras no solían encajar. Como se puede ver, el 60% de los daños implica que el avión debe ser dado de baja.

Menos del 10%: Daños menores que pueden ser reparados por el personal técnico.
10%-24%: Daños medios que pueden ser reparados en pequeños talleres de la unidad.
25%-39%: Daño que requiere una revisión (overhaul) en la unidad.
40%-44%: Daño que requiere sustitución completa de tren de aterrizaje y otros sistemas, como hidraúlicos.
45%-59%: Avión severamente dañado, con grandes partes que requieren sustitución.
60%-80%: Categoría en la que se da de baja al avión. Algunas partes pueden ser utilizadas como repuestos para otros aviones.
81%-99%: Totalmente destruido, caido en líneas alemanas.
100%: Totalmente perdido, estrellado o desaparecido sobre el mar o líneas enemigas.
 
Fuentes y enlaces de interés:
 
- Kursk: The Air Battle, de C.Bergstrom, Ian Allan (2008).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada